políticos

Cuando el pueblo se convierte en cliente

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 5.0/5 (3 votes cast)

Este mundo en el que nos ha tocado vivir, ULTRA-CAPITALISTA y salvaje hay pocas cosas que no estén contaminadas por el dinero. Incluso la amistad o el cariño muchas veces lo está. Por eso, es una sociedad como esta como no se va a atacar la sanidad y la educación pública. ¿Su solución? Hacer de estos lugares otro campo para ganar dinero. Privatización y cambiar las palabras alumno y paciente por una sola, CLIENTE. No lo digo yo, a algunos políticos se les ha escuchado decir que ahí hay NEGOCIO.

¿No vale ya de escuchar a políticos y algunos estómagos agradecidos por los medios de comunicación y sentir cada día que están contra nosotros? ¿De ver como hacen corporativismo? ¿De ver como Sí ayudan y excarcelan a los suyos a lo largo de los años y no tienen compasión de familia alguna?

politico-corrupto1
La prepotencia es un signo característico de los que tienen poder. Se ven fuertes e invencibles (por eso hacen lo que hacen) y nos ven como sanguijuelas que solo queremos chupar del estado como si el dinero del estado no fuese el que nosotros ponemos. Lucharán por que ningún parado o dependiente cobre un euro mas del que debe, nos dirán que no tenemos consciencia y que por nuestra culpa estamos donde estamos. Que somos unos vagos, que debemos trabajar si nos lo piden hasta en Laponia sino que dejemos de cobrar la prestación por desempleo. O si no saldrá la hija de Carlos Fabra a recordarnos que somos los últimos de la fila así QUE NOS JODAN.

Cuanto es capaz de aguantar una sociedad bien adiestrada. Lo saben… y se aprovechan. Han conseguido que nos “individualicemos” y que si no nos afecta personalmente el problema pasemos de él.

Quizás ya sea demasiado tarde. Espero que no.

P.D: En la mayoría de países el ordenamiento jurídico considera a los políticos elegidos o nombrados como representantes del pueblo en el mantenimiento, la gestión y administración de los recursos públicos.

Dicho ordenamiento considera que un político debe VELAR POR EL INTERÉS GENERAL DE LOS CIUDADANOS y mantenerse dentro de una ética profesional de servicio al pueblo y no hacia sí mismo. La corrupción, el populismo, la demagogia, el sectarismo y la incompetencia son males que afectan en mayor o menor medida a la clase política de la mayoría de países.

No vale una ley de transparencia creada por los mismos políticos, es como la de buenas conductas de los bancos. Tiene que haber continuamente un órgano que los controle con mas intensidad que a los niños de un parvulario.

EL TRUCO DEL AVESTRUZ

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 3.5/5 (1 vote cast)

 

Vivimos tiempos difíciles.

Los ciudadanos (una parte cada vez mas grande) está indignada, no solo por los recortes como dan a entender las cadenas de televisión extranjeras donde basan sus noticias en que los recortes indignan a los ciudadanos españoles sino porque muchos acabamos de descubrir que todo esto es una estafa donde un pequeño tanto por cien de “privilegiados” abusa de la buena fe de los ciudadanos que lo único que desean es trabajar, llevar a su familia adelante y disfrutar de la vida, si puede ser, con los mínimos problemas posibles.

Mayo del 2011

Hubo un punto de inflexión en la mente de muchos. Nos decían unos cuantos que esto no era una crisis sino una estafa. ¿Una estafa? ¿Que estafa? ¿De que se trataba? Fue el momento en que comenzamos a investigar o por lo menos a informarnos. Todo este castillo de naipes en el que nos habían hecho creer era de mentiras. Se sostenía porque aun no era lo suficientemente grande como para caer por su propio peso. Por otra parte cada uno tenía sus propios problemas pero a final de mes, quieras que no, llegaba un dinerito al banco por nuestro sacrificado trabajo el cual nos venía muy bien.

Hemos ido descubriendo como de usureros pueden llegar a ser los bancos. Que vacíos estaban las cajas por dar dinero a espuertas al político de turno, hemos descubierto que los altos tribunales de justicia están corrompidos por la política, que los políticos juegan todos los días al “Yo te doy pero acuérdate de mi”.

Si, sabíamos que por lo menos en el ámbito político mas cercano habían chantajes, acuerdos escondidos, intereses personales, trafico de influencias y otros asuntos algo turbulentos.

Pero bueno, teníamos un estado de bienestar que era como una droga que nos hacía estar tranquilos, serenos. En definitiva, estos no podían ser tan malos porque se les ve que han estudiado mas que nosotros y total… si a nosotros nos va medianamente bien para que meterse en problemas.

Pero el problema vino luego.

Europa entró en crisis. Países como Irlanda, Grecia o Italia, Portugal han tenido que pedir dinero a Europa porque no se vende, la gente pierde puestos de trabajo y ya no todo es como antes era. Encima, aquí volvemos a hablar de un tema que muchas veces hemos escuchado de pasada pero no prestamos mucha atención.

La burbuja inmobiliaria. 

    En mi ciudad, por ejemplo, podíamos ver como decenas y decenas de grúas se alzaban como cabezas de jirafa por encima de los edificios colindantes. Veíamos como terrenos en los extrarradios donde antes habían naranjos ahora están invadidos por una serie de aceras formando cuadros vacíos de tierra y hierbajos que nos recuerdan a los hormigueros vistos en un documental de LA2. Ah, por cierto, iluminados por centenares de farolas todas las noches no se vaya a perder una hormiga despistada. Setas no sé si crecerían pero lo que son agencias inmobiliarias aparecieron en todos los barrios y a pares.
Nos quejamos que Alemania es muy dura. No, no lo es. Defiende sus propios intereses y aunque quieran hacer sangre del animal herido es lo que se viene haciendo en este sistema corrupto y capitalista desde hace años y años y años. Pero cuando nos toca nos duele.
Y yo me pregunto ¿Donde estábamos nosotros cuando había mangoneo y mirábamos para otro lado? ¿Donde estábamos cuando se gastaban millones en infraestructuras y edificios impresionantes que están vacíos por dentro? Posiblemente en el fútbol o en el bar.

Por cierto… pronto tendremos a todas horas en los “noticieros” la deuda de los clubs de fútbol y volveremos a decir…. “Yo ya lo decía antes”.

Suscríbete

Introduce tu e-mail para recibir notificaciones de nuevas entradas.

Únete a otros 62 suscriptores